NOTICIA

Ainhoa Arteta y Pedro Halffter dialogan en torno a “La Bohème”, que ABAO-OLBE representa en Bilbao con patrocinio exclusivo de la Fundación BBVA

ABAO y la Fundación BBVA organizan los encuentros “Horizontes de excelencia en el canto lírico”, que han acogido un diálogo entre la soprano Ainhoa Arteta y el director de orquesta Pedro Halffter Caro sobre La Bohème. En el montaje que ABAO ofrece en octubre con el patrocinio exclusivo de la Fundación BBVA Arteta encarna a Mimí y Halffter Caro se pone al frente de la Orquesta Sinfónica de Euskadi para dar vida a la obra imperecedera de Puccini.

19 octubre, 2018

Audio

Diálogo

Coloquio

La Bohème

Encuentro

Noticia / Reportaje

ABAO-OLBE inaugura la 67 temporada de ópera en Bilbao con 'La Bohème' de Puccini

Perfil

Ainhoa Arteta

Perfil

Pedro Halffter

Ainhoa Arteta ha recordado cómo debutó en el Metropolitan de Nueva York precisamente con el papel de Mimí: “No quería el papel; lo que realmente quería era que me dejaran entrar en su escuela de formación y no entendía que encomendaran un rol tan grande y tan complejo a una persona tan joven. Hice la última función y nunca olvidaré la primera vez que entré en ese escenario, sin haber tenido, además, un ensayo en escena. Fue un éxito, pero el verdadero éxito para mí fue concluir la función sin hacer ningún gallo y todavía con voz. Cuando, después, he visto que se sigue lanzando a intérpretes muy jóvenes con estos roles, pienso que se trata de una especie de quema: Si sobrevives, es que vales para esto”.

Arteta acudió al diálogo con la partitura en la que ha ido anotando las experiencias y matices de las sucesivas ocasiones en que ha encarnado a Mimí desde entonces y explicó: “Ahora, 25 años después, hago Mimí y sí que me lo estoy pasando bien. Para hacer bien este personaje necesitas tener un poso, un crecimiento emocional y un control técnico absoluto de la voz. Con estas condiciones verdaderamente puedes disfrutar del personaje”.

Pedro Halffter Caro -que vio La Bohème con siete años en Friburgo y que en 2010 la dirigió por primera vez, precisamente, con Ainhoa Arteta como protagonista- se detuvo en “por qué esta ópera nos sigue conmoviendo cien años después. Y pienso que es por dos razones: primero, porque Puccini lo que hace es trabajar con la nostalgia, que tanto nos ayuda a empatizar con Mimí; y, en segundo lugar, yuxtapone escenas de humor y alegría sin transición. Puccini usa un contraste continuo entre música extremadamente dramática y otra alegre o llena de esperanza y eso es lo que hace, desde mi punto de vista, tan difícil el personaje de Mimí”.

Al analizar la riqueza de la partitura ambos se refirieron al momento en que Mimí se da cuenta de que va a morir. El director apuntó cómo Puccini “construye en ese momento una de sus melodías más simples y más geniales, que consigue conmover porque hace que la línea inferior vaya siempre descendiendo. Él mismo decía que no podía contener las lágrimas cuando estaba escribiendo esta parte”.

Arteta: “Es increíble cómo Puccini entiende la psique de la mujer”

Arteta, por su parte, analizó un recurso musical que le une a este momento tanto en Mimí como en otro papel que ha representado en numerosas ocasiones: la Violeta de La Traviata. “Las dos mueren de enfermedad y las dos no quieren morir. Y cuando se dan cuenta de que eso va a ocurrir, tanto Verdi como Puccini utilizan una cadencia rítmica que tiene muchísimo que ver con la Marcha fúnebre de Chopin. Cuando eres capaz de analizar estas cosas te das cuenta de que estás ante auténticas obras de arte y de que, como cantantes, el único mérito que podemos tener es reflejar con la mayor fidelidad lo que han escrito estos magníficos compositores”.

La soprano se refirió, además, al “tratamiento impresionante que Puccini da a todas sus heroínas, a todas sus mujeres. Me llama la atención cómo es capaz de entender la psique de la mujer de una manera tan increíble: su feminidad, su complejidad mental, sus emociones… Me tengo que quitar el sombrero ante un hombre que es capaz de componer algo así sobre mujeres”.